Del otro lado, siempre: Sobre la propuesta de Luca Galavotti

Por Guillermo Cóbena
 
Suele decirse que el éxito con una fotografía depende del dominio de la luz. Saber dar con la luz más apropiada para la imagen; más precisamente, con la luz que efectivamente hace de la imagen significativa; saber intervenir en sus efectos para lograr el mejor ajuste posible, según la visión que se tiene de ella.
Así, la labor artística fotográfica empieza como una búsqueda, un tanteo, y torna, luego, en la realización misma de la visualización del artista a partir de sus capturas: el procesamiento de la imagen ha de resultar en la concreción aproximada del significado de la cita entre objeto-lugar y momento. Uno sabe que la imagen es la esperada, cuando una vez revelada y/o editada, confirma la pregunta a que nos indujo, de forma más o menos precaria, con el primer encuadre, antes, y como motivo mismo del disparo.
¿En qué medida las imágenes refieren, en conjunto, al carácter de una búsqueda en particular?
¿Y qué hay del trabajo de Luca?