Posesiones, y drama: Diálogo con Lëya Smith

Con: Juan Pablo Torres Muñiz
 
A través de las imágenes, ventanas, como tras el rastro de un perfume…, de una esencia en particular.
No es muy común un balance así: algo de fresca consistencia, fiera; y algo, también, de llaga abierta: Fragilidad blandida como haz de luces. Palidez  de hoja virgen dispuesta al rito, sacrificio en tinta. Sangre. Y risas (!).
Cómo no iba a llamarme la atención, Lëya… Llamado de los bosques y el rojo encendido de la melena…
–De modo que te escribí. Y, desconfiada, igual te reíste…
 

  Continuar leyendo

Obstinación: Sobre la obra de Nicolas de Stäel

Por: Guillermo Cóbena

  

Objetividad, subjetividad. En el primero caso tenemos plena consciencia de la aplicación de la técnica, desde el condicionamiento mismo de la percepción; buscamos la mayor fidelidad posible con la imagen comparable, afín al otro, por tanto, supuestamente, más universal en sus formas. En el segundo caso, un control relativo de los impulsos sub e inconscientes, a por una revelación en el plano de lo, hasta entonces, ininteligible; por influjo, digamos, de ciertos rasgos esenciales del objeto evocador.

Aquí entran en cuestión los modos con que desde la natural percepción, individual, se llega a la aproximación de un significado… y un signo, al cabo, de misterio transmisible.
La obra de Nicolas de Staël provoca respecto de esto y mucho más…
 

Sumergidos: Diálogo con Salvo Bombara

Con: Juan Pablo Torres Muñiz
 
Se trata de fotografía. Del instante, de pronto, trascendente; de cómo este adquiere profundidad y se convierte en una especie de prisma a través del cual nuestras luces –conocimiento y entendimiento– se trastornan, cambian y amplían.
Cuanto más universales los elementos que componen la imagen, más compleja la red de referencias, pues aun si se da pronto la conexión con quien contempla la obra, resulta fácil extraviarla entre trilladas generalidades, confusión y  lugares comunes. Acertar requiere, en todo caso, consistencia en la forma, el trazo y el tono, todo cuanto redunda en silencio significativo (verdadero espacio de diálogo).
Salvo Bombara nos acompaña a sumergirnos con él. Y comenta…

Continuar leyendo

Cuál, entonces, la luz: Diálogo con Tomás Prochazka

Con: Guillermo Cóbena

 

Iluminar. Más propiamente, alumbrar. Conectar. El deseo, la motivación honda, va siempre detrás, no en los símbolos representados, si no a través de ellos, en el juego de conjunto, en el significado compuesto a través también de el otro. El título de una obra habría de resumir la virtud de esta como portal o aludir a la clave con que este se abre.
Pero, cuál es la luz.

 

Atrevida música: Sobre la propuesta de Hollie Fernando

Por: Luisa Deguile

 

Un vistazo podría llevar, quizá, a confusión: destacar el trabajo de Hollie Fernando como parte de una corriente de luces tenues y tonos coquetos por la que hoy tantos transitan en plan de seductores, delicada psicalipsis de moda. Se trata en realidad de algo más.
Claridad. Y música ligera. La luz suave resulta en serena afirmación; sus brillos tienen más que ver con el voraz afán de una juventud inconforme que con cualquier tipo de complacencia. Nada superficial, y aunque suene un poco a etiqueta de cosméticos, cabe decir de la propuesta: honda, atrevida.

 

Continuar leyendo

Aventurar de rumbos, y el instinto: Sobre la obra de Carlos Musso, en diálogo con Beatriz Oggero y él mismo

Con: Juan Pablo Torres Muñiz

  

Como manifestación de voluntad, aunque menos obvia que las demás, la aceptación. Reducción del margen consciente, contención del afán de control que obvia signos convencionales y definiciones. Pulso al servicio de la voz que solo entonces, rendidos, somos capaces de reconocer, no ha cuajado aún en lenguaje específico alguno, y no obstante, apenas asoma, cuestiona.
Fue Beatriz Oggero quien me mostró la pintura de Carlos Musso. (Mi agradecimiento por medio de este texto, para empezar lo que en verdad no acaba…)

 

 
Continuar leyendo